domingo, 22 de junio de 2014

Militares Venezolanos ceden territorio patrio

Tan interesante titulo pertenece a un articulo escrito por Hebert López Valladares el cual fue publicado en la Revista del Centro Histórico de Cabimas denominada COPAIBA de fecha junio 2012.

El escrito lo voy a publicar en dos partes. para mantener el interés sobre el tema e los lectores, acá un mapa del último territorio que esta siendo victima del apatridismo militarista de este país.

mapa de Venezuela

A continuación el escrito:

“Nuestros autócratas militares, desde 1830, lo único que hicieron fue destruir a su pueblo y dejarse arrancar mucho más del total del actual territorio nacional…”, afirmo el distinguido historiador, recientemente fallecido, Daniel Barandiaran.     Evidenciándose, de acuerdo a ese criterio, en la esencia militar una contradicción entre vocación de servicio y destino nacional.

El General Julián Castro suscribe en 1859 un tratado de límites con Brasil, por el cual Venezuela pierde más de medio millón de kilómetros cuadrados.     Consecuencia, entre otros factores, de un mapa que inventó el resentido Coronel A. Codazzi.     Del casi millón de kilómetros amazónicos, solo nos quedan 54.000 kilómetros.

Los Generales A. Guzmán Blanco y Joaquín Crespo, generan y ratifican el laudo Español de 1891.     Venezuela concedió su Amazonia occidental y Orinoquia llanera (hasta la frontera del Perú), llanos pertenecientes a la célebre provincia de Guayana.     Igualmente la Guajira y San Faustino.     Todo lo cedimos a Colombia.

Con los Generales Ignacio Andrade y Cipriano Castro le arrebataban a Venezuela su “Guayana Esequiba”, es decir, más de 160.000 kilómetros cuadrados.     En la gestión del general C. Castro, se llevan a cabo las desastrosas demarcaciones de fronteras con la Colombia de 1900 y 1901, y también con el Reino Unido, en el Esequibo.

El general Juan Vicente Gómez suscribe el desventurado Laudo Suizo de 1921-1923.     Siguen los expolios colombianos al territorio venezolano, tanto en el Zulia como en los llanos Arauqueños y del meta, el Alto Orinoco.     Se entregó a Colombia la navegación fluvial de los ríos Zulia, Catatumbo y Rio de oro, en provecho de transnacionales.     También Colombia anuló el derecho (servidumbre de paso venezolano en Atures y Maipures del Alto Orinoco), cuando aún no se habían cumplido los 25 años, así previsto en el laudo.

Finalmente con el General de tres soles Eleazar López Contreras se firmó con Colombia el Tratado de Cúcuta de 1941.     Continuando, así, los despojos colombianos en prejuicio del territorio venezolano: Isla del Charo en el rio Arauca, rió de Oro autentico y camuflado por Colombia, un rio Oirá falso impuesto como verdadero y la soberanía de nuestros ríos quedó restringida jurídicamente con la escusa del libre comercio y de navegación a favor de Colombia.

Razón tena el poeta Venezolano Andrés Eloy Blanco, al manifestar con impar prosa que “Conocemos muy bien la historia de nuestro destino negro.     Conocemos muy bien la historia que se nos atribuyó… esta tierra levantisca, esta tierra de hombres retrecheros, esta tierra que nació en los cuarteles y se creó en los vivaques, durante una centuria ha perdido la quinta parte de su territorio sin disparar un tiro”.

Acá una semblanza de la galería de fotos del articulo original.

Juan Vicente Gómez.

Ignacio Andrade.

Cipriano Castro.

Eleazar López Contreras.

Julián Castro.

Joaquín Crespo.

Antonio Guzmán Blanco.

domingo, 25 de mayo de 2014

¿Causa desigualdad la corrupción? - En muchos países se debe a que hay demasiados ladrones en el Gobierno

Interesante artículo de Moises Naím, publicado en El País de España:

http://internacional.elpais.com/internacional/2014/05/24/actualidad/1400945141_775556.HTML

¿Causa desigualdad la corrupción?

En muchos países se debe a que hay demasiados ladrones en el Gobierno



 


De quién es la culpa de que la desigualdad económica haya aumentado tanto en los últimos tiempos? De los banqueros, es la respuesta obvia para muchos. Según esta visión, el sector financiero es el principal responsable de la crisis económica mundial que comenzó en 2008 y cuyas consecuencias aún las sufren millones de desempleados y la clase media que se ha empobrecido, especialmente en Europa y EEUU. Quienes piensan así también enfatizan que los banqueros y especuladores financieros que causaron la crisis no han pagado costo alguno y, por el contrario, muchos de ellos son ahora más ricos. Para otros, el aumento de la desigualdad tiene que ver con los misérrimos sueldos de los trabajadores en países como China e India, cuyos salarios empujan hacia abajo los ingresos de los trabajadores del resto del mundo y generan desempleo, ya que las empresas “exportan” puestos de trabajo de Occidente a Oriente. No; la tecnología es la principal fuente de desigualdad, dicen otros. Son los robots, las computadoras, Internet y, en general, todas las máquinas que reemplazan a los trabajadores las que causan desempleo y desigualdad.
Es más complicado y profundo que todo esto, argumenta Thomas Piketty, el economista francés cuyo enjundioso libro El capital en el siglo XXI se ha convertido en un sorprendente éxito mundial. Según Piketty, el capital (que él iguala a riqueza y esta, a su vez, a propiedades inmobiliarias, activos financieros, etcétera) suele aumentar a mayor velocidad que el tamaño de la economía. Los ingresos producidos por el capital (los alquileres de las propiedades, o los rendimientos de las inversiones, por ejemplo) se concentran en un grupo más reducido de personas que los ingresos fruto del trabajo, que están dispersos entre toda la población. Por eso, cuando los ingresos del capital aumentan mas rápidamente que los del trabajo, se produce un aumento de la desigualdad, ya que los dueños del capital acumulan una mayor proporción de la renta. Y en vista de que el crecimiento de los ingresos generados por el trabajo depende mucho del crecimiento de la economía como un todo, si esta no crece al menos al mismo ritmo que las ganancias del capital se agudiza la desigualdad económica. Piketty resume esta complicada explicación así: cuando r>g , la desigualdad aumenta; r es la tasa de remuneración del capital y g la tasa de crecimiento de la economía. Según él, a largo plazo la economía crecerá a un promedio de entre el 1% al 1,5%% cada año, y el promedio del retorno al capital aumentará a una tasa de 4% a 5% anual, por lo que la desigualdad está destinada a aumentar. Para evitarlo, Piketty recomienda un impuesto global y progresivo a la riqueza, idea que él mismo reconoce como algo utópica, ya que confrontaría enormes obstáculos políticos y grandes dificultades prácticas.
El análisis y las propuestas de Piketty están siendo ampliamente debatidos y, este debate acaba de amplificarse debido a que el Financial Times ha cuestionado los datos en que se basa el libro. Pero tal como lo escribí en mi anterior columna, el inusitado interés por las ideas de Piketty se debe en gran medida a que la desigualdad se ha convertido en una gran preocupación en EEUU. Y este país tiene una capacidad única para contagiar sus angustias al resto del mundo. Así, naciones donde la desigualdad ha sido una plaga crónica, sin que eso despertara grandes debates, ahora se han contagiado del fenómeno Piketty, cosa que es una buena noticia. Es importante que en estos países desaparezca la complacencia con las profundas desigualdades que los aquejan. Pero es igualmente importante tener el diagnóstico claro. En Rusia, Nigeria, Brasil o China la desigualdad económica no se debe principalmente a que r>g. Se debe a que hay demasiados ladrones en el Gobierno y el sector privado que pueden robar con gran impunidad. Parafraseando a Piketty, en las sociedades donde c>h la desigualdad seguirá aumentando: c es el número de funcionarios públicos, líderes políticos y empresarios corruptos dispuestos a violar las leyes para enriquecerse y h es el número de funcionarios y políticos honrados. La desigualdad florece en sociedades donde no hay sistemas de incentivos, reglas e instituciones que hacen que la corrupción no dependa solamente de tener gente honesta en el Gobierno, sino que también cuentan con maneras de hacer que el robo del dinero público o la venta de decisiones del Gobierno al mejor postor sean conductas que se detectan y castigan.
Piketty basa su análisis en datos de cerca de 20 países, la mayoría de los cuales tienen elevados ingresos y gozan de los menores niveles de corrupción, de acuerdo con la lista de 177 naciones que recopila Transparencia Internacional. Tristemente la mayoría de la humanidad vive en países donde lo normal es que c>h. Y ahí la falta de honestidad de los gobernantes y sus aliados es una importante fuente de desigualdad económica.
Sigamos la conversación en Twitter @moisesnaim

sábado, 24 de mayo de 2014

Arqueología + Extraterrestres = Racismo

He leido este interesante artículo llamado Arqueología + Extraterrestres = Racismo



Por ceronegativo, hace 17 días

Arqueología + Extraterrestres = Racismo

extraterrestres blancos y rubiosLeo en el mundo que Ridley Scott prepara «una serie sobre alienígenas en Egipto».
Al parecer «El proyecto llevará por título Faraón» y nada menos que
«aportará una explicación alternativa sobre cómo se habría levantado el
imperio egipcio bajo la influencia de los alienígenas.»


Ridley Scott, que es un tío leído y un director culto además de un
director de culto, no pienso mal en principio. Pero cuando estos temas
se ponen de moda no es mala cosa recordar el origen y las implicaciones
de la «arqueoloufología» o de la mezcla de presuntas civilizaciones
extraterrestres técnicamente superiores visitantes de la tierra y
civilizaciones de la antigüedad.


Lo primero es una curiosidad en la que igual no habían caído. Cuando
se aventura que monumentos de antiguas culturas pueden tener origen o
intervención extraterrestre siempre se piensa en las pirámides de
Egipto, las líneas de Nazca en Perú, el templo de Sri Meenakshi en la
India, las pirámides de Teotihuacan en México, los moais de la Isla de
Pascua... pero rara vez se citan el acueducto de Segovia en España, la
Catedral de Chartres en Francia, el Coliseo romano de Italia, Stonehenge
en el Reino Unido o el Partenón de Atenas en Grecia.


¿Ven que tienen en común ambos grupos? ¡Exacto! Los extraterrestres
explican sólo las maravillas arquitectónicas de culturas extraeuropeas
(en sentido amplio) y con otro color de piel. ¡Estaría bueno que los
extraterrestres hubieran tenido que venir a ayudarnos a construir la
catedral de Burgos! Pero a estos pobres indios de América, que van por
la selva en taparrabos o a los africanos ¿se les van a dar bien las
pirámides? ¿Cuándo todo el mundo sabe que sólo sirven para recoger
algodón, picar en minas o de carne de cañón?


Es más, con el auge del racismo, de la mano del capitalismo y el
colonialismo en el s XIX, cuando se empieza a hablar de «raza aria» como
presuntamente superior... ¿Cómo es posible que hubiera faraones negros
que se enterraban en fastuosísimas pirámides mientras la «raza aria»
malvivía cubierta con pieles en estepas heladas?


pirámide-ovni


Pues fácil: sencillamente las razas inferiores tenían ayuda «externa» (nunca mejor dicho), si no, no se puede entender.


Además, estos prejuicios de filtran fácilmente en, por ejemplo, las
representaciones de los presuntos alienígenas que viene a edificar a la
tierra cual pocero en Seseña. Si os fijáis predomina el color de piel
blanco o claro, nunca oscuro, y tampoco es difícil encontrar
representaciones de «visitantes» incluso rubios con los ojos azules.
¡Acabáramos! ¡Arios del espacio exterior! ¡Así se entiende todo! Un
extraterrestre con rasgos africanos o de Inca ¡Eso nunca! ¡Por favor!
¡Chirria hasta decirlo!


El caso de las pirámides y sus presuntos misterios constructivos,
además, es especialmente grotesco para cualquiera que sepa un poco del
tema, y me refiero al nivel de ojear la wikipedia no doctorarse en
Historia del Arte.


Resulta que el proceso que culmina en las pirámides de Giza
comenzando en la mastaba, continuando por la pirámide escalonada de
Zoser (de la que conocemos incluso el nombre de su arquitecto Imhotep) y
posteriormente la pirámide romboidal es una evidente evolución que
abarca miles de años... no un estallido constructivo que pasa de la
cabaña de madera a la pirámide en una generación.


Si «poceros» interestelares hicieron del valle del Nilo su particular
Seseña hace miles de años se tomaron su tiempo y cometieron sus
errores... nada de aparcar el ovni en doble fila con las luces de
emergencia y hacer una pirámide rapidilla en un pis pas.

lunes, 19 de mayo de 2014

www.miseshispano.org - Los mitos de la democracia – Mito 13

Los mitos de la democracia – Mito 13
FacebookShare on Google PlusTwitterHootsuiteLinkedInHootsuiteBufferCustom Sharing Tool
EvernoteOneNote 
+TAG

No hay ninguna (mejor) alternativa

Si dices que estás en contra de la democracia, la gente inmediatamente sospecha que estás a favor de la dictadura. Pero eso no es más que una tontería. La dictadura no es la única alternativa a la democracia. La alternativa a comprar un coche democráticamente no es que un dictador compre el coche por uno, sino que uno compre el coche por sí mismo.
Winston Churchill dijo: «La democracia es la peor forma de gobierno con excepción de todas las otras que se han probado». En otras palabras, la democracia tiene sus inconvenientes, pero no existe un sistema mejor. En su célebre libro El fin de la historia y el último hombre, Francis Fukuyama incluso escribe sobre «la universalización de la democracia liberal occidental como la forma final de gobierno humano». Presumiblemente, nada mejor podría existir nunca.
De esta manera, cualquier crítica de la democracia es cortada de raíz. La democracia supuestamente se levanta «por encima de los partidos políticos e ideologías», y como consecuencia de ese estatus celestial una alternativa mejor resulta inimaginable. Pero esto es pura propaganda. La democracia es una forma específica de organización política. No existe razón para suponer que sea necesariamente el mejor principio organizador. No usamos la democracia en el ámbito científico, no votamos sobre la verdad científica sino que usamos la lógica y los hechos, y por buenas razones. Así que no existe motivo para asumir que la democracia es necesariamente el mejor sistema en el plano político.
¿Por qué no puede organizarse la gente de otra manera que en un estado-nación en el que el «pueblo» manda? ¿En comunidades más pequeñas, por ejemplo? Pero nuestros gobernantes democráticos se oponen firmemente a la descentralización e incluso la imposibilitan. Si la democracia fuera realmente un buen sistema, sería de esperar que a la gente se le diera la opción de unirse –o separarse– voluntariamente de la nación democrática. Dadas las virtudes de la democracia, sin duda se apresurarían todos a ponerse en cola y unirse, ¿no? Pero este no es el caso. En ningún país democrático, incluido Estados Unidos, se permite a los estados y regiones tomar su propio camino.
De hecho, la tendencia en los países democráticos es más bien la opuesta, hacia más y más centralización. Europa se está gradualmente convirtiendo en un superestado democrático. Con el dudoso resultado de que ahora los alemanes pueden decidir sobre cómo han de vivir los griegos y viceversa. En esta megademocracia, los países son capaces de cargar a los residentes de otros países con las consecuencias de sus políticas económicas cortoplacistas, del mismo modo en que los ciudadanos en una democracia nacional pueden vivir a expensas de sus conciudadanos. Algunos países malgastan el dinero –no ahorran, miman a sus servidores públicos con generosas pensiones, crean deudas que nunca podrán pagar– y si consiguen que suficientes países de la Unión Europea lo acepten, pueden obligar a los contribuyentes de países mejor gestionados a pagar la cuenta. Esta es la lógica de la democracia a nivel europeo.
Cuanto más grande sea el estado democrático, y cuanto más heterogénea sea la población, mayores tensiones emergerán. Los diversos grupos en tal estado vacilarán poco en usar el proceso democrático para expoliar e interferir tanto como sea posible en la vida de otros para su propio beneficio. Cuanto menores sean las unidades administrativas, y cuanto más homogénea sea la población, mayores serán las probabilidades de que los excesos de la democracia se vean limitados. La gente que se conoce personalmente o se siente conectada entre sí, se sentirá menos inclinada a robar u oprimir a los demás.
Por esta razón sería una buena idea dar a la gente la opción de llevar a cabo una «secesión administrativa». Si a New Hampshire se le permitiera independizarse de Estados Unidos, tendría mucha más libertad para organizar las cosas de forma diferente respecto a, por ejemplo, California. Podría implementar su propio sistema tributario que podría ser igual de favorable a empresarios y empleados. Las regiones competirían unas con otras y las leyes reflejarían mejor lo que la gente quiere. La gente podría «votar con los pies», mudándose a un estado diferente. La gobernanza se haría mucho más dinámica y menos burocrática. Las regiones podrían aprender las unas de las otras pudiendo experimentar con diferentes políticas.
La asistencia social a los pobres, por ejemplo, podría organizarse mucho mejor a nivel local. El control local previene el mal uso y es la mejor garantía de que aquellos que realmente lo necesitan sean los que se beneficien, en lugar de desperdiciar el dinero en gorrones. El desmantelamiento del estado-nación democrático del bienestar también es importante para la integración exitosa de las minorías. Actualmente, muchos inmigrantes viven únicamente del Estado. Tales son los inmigrantes que nadie quiere tener. Pero a casi nadie le importan los inmigrantes que trabajan, son independientes y están dispuestos a integrarse.
Por cierto, Churchill también dijo: «El mejor argumento contra la democracia es una conversación de cinco minutos con el votante promedio».
Traducido del inglés por Celia Cobo-Losey R. Puede comprar el libro aquí.

lunes, 12 de mayo de 2014

E4C Webinar Series - Video Archive (lista de reproducción)

lunes, 28 de abril de 2014

La Canonización de dos Pontífices

miércoles, 23 de abril de 2014

Cosmos, de Carl Sagan (doblaje español original) (playlist)

Cosmos, de Carl Sagan (doblaje español original) (playlist)

Sagrado Corazón de Jesús

Sagrado Corazón de Jesús
¡Deténte! El Corazón de Jesús está conmigo. ¡Venga a nosotros tu reino

(El Halcon Negro) Pedro Gonzalez's Fan Box

Pedro Gonzalez on Facebook

Elementos compartidos de infragon

Premio Recibidos, nominaciones y roles en la web

Blog Creado en Libertad - Postulación

Blog Creado en Libertad - Postulación
Gracias a Inés de Cuevas, Libertad Preciado Tesoro y La Protesta Militar

Premios 20Blogs (Categorías Blog Latinoamericano y Diseño)

Premios 20Blogs

Blog Ácido

Blog Ácido
Gracias por la postulacion en la categoria de Noticias

Premio Dardos

Premio Dardos
Agredecemos a Epicentro Hispánico

Premio Symbelmine de solidaridad entre Blogueros

Premio Symbelmine de solidaridad entre Blogueros
Gracias al Blog del padre Carlos

Premio 11 de Abril de 2002

Premio 11 de Abril de 2002
Muchas gracias a Libertad Preciado Tesoro, El Blog del Padre Carlos, Inés de Cuevas y el blog el que siembra su maiz

Premio inconfidentes

Premio inconfidentes
Agradecimiento al Blog del Padre Carlos Ares

Premio a Liberar el Tocororo

Premio a Liberar el Tocororo
Agradecimiento a Todos por una Cuba Libre

Campañas que Apoyamos

Nube de etiquetas de Technorati

Authority by Technorati

Widgetbox Blog Network: Politics

BBC Mundo | Portada

CNN.com

Creative Commons License
El Hijo del Halcon Negro by Msc Ing Francisco Javier Gonzalez Rodriguez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Compartir bajo la misma licencia 3.0 Unported License.